¡Wepa Mundo!

Hace un año, decidí aprender a programar y crear una carrera profesional desarrollando productos digitales basados en web. Aunque fue una decisión difícil de tomar, y ha sido cuesta arriba el proceso, me siento demasiado satisfecha con el cambio.

Tengo un bachillerato en Ingeniería Industrial (ININ) y varios años de experiencia en la industria de manufactura de dispositivos médicos y fármacos. Así que me había topado unas veces con programación durante mi carrera universitaria y laboral. Me disfruté esos proyectos, pero programación no era mi enfoque profesional. De echo, honestamente, no tenía enfoque profesional. ININ tiene salidas en muchas industrias tales como la bancaria, hospitalidad, hospitales, desarrollo de software, entre otros. En Puerto Rico, es esperado que un@ ingenier@ industrial obtenga trabajo en manufactura. Lo escribo porque puedo recordar solamente una clase de concentración en ININ que daba ejemplos que NO fueran de manufactura. Aunque la manufactura tiene sus aspectos llamativos y es una industria sólida en Puerto Rico, después de 5 años, ya estaba lista para tratar otra cosa. Ahora, no sabía qué podía ser esa otra cosa.

Es muy cierto eso que si uno quiere un cambio, se da o se hace de forma drástica. ¡Y en qué forma drástica se dio! Pasaron eventos simultáneos que, a mi pareja y a mí, nos obligaron a hacer cambios repentinos. Uno de esos eventos marcó a muchos de los puertorriqueños, el huracán María. De esos eventos, llegué a la conclusión que busco lo siguiente en mi vida: tener libertad de trabajar a mi tiempo, y en cualquier localización.

¿Por qué una carrera en desarrollo de Web?

Mi pareja es desarrollador de web, trabaja de forma independiente, y sus compromisos de tiempo y localización, los maneja él. También es autodidacta en programación. En un momento dado, él estaba cargado de trabajo pero con oportunidad de delegar y enseñar. Ya mi piquiña con crear algo en línea estaba demasiado alta, así que hice un compromiso conmigo misma. Decidí enfocarme por un año en aprender a programar productos en web. Si al cabo de ese año, no me gustaba lo que hacía, regresaba a la industria de manufactura. Mi mentor en programación sería mi pareja. Pensé en mi mamá cuando me dice: “Muchacha, la luz de adelante es la que alumbra. Aprovecha y aprende.” Sendo compromiso es el trabajar con tu pareja. Pero qué tremenda toma de decisión beneficiosa ha sido. ¡Descubrí que me encanta programar! Hace largos años que no había sentido tanta motivación de aprender algo como lo he sentido con programación. Es demasiado importante TENER GANAS de aprender a programar para aprender a programar.

Ponerme audífonos con un buen set de electronica y café en la mañana, frente a la computadora para programar mi diseño me da un high demente. Algo hizo “click” en mi cerebro cuando me di cuenta que, no tan sólo puedo leer, e interactuar con el internet, sino que también puedo crearlo.

Entonces, ¿para qué esta página?

De escrbir código, me han surgido las ganas de escribir palabras humanas. Si algo noté mientras hacía búsqueda de recursos para principiantes en internet, eran las pocas referencias actuales de experiencias de personas que son desarrolladores de web autodidáctas, especialmente mujeres y latinas. De los blogs personales que leí sobre mujeres programadoras, la mayoría tienen grado en Ciencia de Computación, Ingeniería de Computadoras, o alguna materia similar. Quisiera proveer la perspectiva de una mujer latina entrando al mundo de programación sin educación formal en el oficio. También conocido como desahogar mis pensamientos en cuanto a esta nueva trayectoria. Lo hago público pues compartir es demostrar interés. Puede existir la posibilidad de que en algún rinconcito del internet alguien se sienta identificad@. Ó le interese leer algunos extractos de otro músculo cerebral, y ¿esto le ayude? Quién sabe.

Yo sólo me pongo los audífonos, me doy un sorbo de café, y le doy al botón de play…

Hablando de darle play al botón…

Comparto esta lista de reproducción de canciones que creé considerando mi estado de “¡Bienvenida al mundo de programación!”. Incluye canciones de electrónica que me hacen querer escribir de forma rápida y agresiva. ¡Ojéala a continuación y síguela! Añado nuevas canciones regularmente.

¡Gracias por leer hasta aquí!

Entonces… ¿Estas list@ para tener un gran día hoy?

Presiona play y .

¡Feliz codificación! 😎💻

— Yari Antonieta